Factores básicos para implementar la innovación en los pequeños proyectos empresariales

Cuándo se habla de innovación se está hablando de evolución, asentada en la formación académica y siguiendo una metodología para a través del conocimiento de las aulas implementarla de forma práctica en los procesos productivos.

innovacion y financiacion

La gran traba de la innovación es que no se desarrolla de acuerdo a unos planes y cronogramas previamente establecidos, esta tara junto a la falta de financiación de estas innovaciones son los que se llevan la mayor parte de ideas innovadoras a acabar en la papelera.

La innovación supone ahorrar costes económicos y que retorno económico desde que se produce el bien hasta que revierte el beneficio económico es más rápido y más cuantioso.

Si bien una empresa pequeña tiene mayor panorama de expandir su innovación que una grande, en la realidad se produce mucha menor innovación porque las mentalidades de invertir dinero (bien la masa patrimonial, bien a través de solicitud de prestamos o créditos bancarios) es más reticentes que las empresas con varios miles de trabajadores o multinacionales, donde la innovación se presenta prácticamente como una obligatoriedad dentro de la empresa.

El recorrido o mapa a seguir en cualquier proceso de innovación sería el siguiente:

  1. Diseñar un plan de negocio que abarca de que cantidad de dinero se va a destinar al proyecto de investigación y mejora, y cuáles serán las fuentes financieras que surtirán de dinero para tal idea o proyecto. No basta con financiar un boceto de la mejora, sino que se debe poner dinero encima de la mesa para hacer frente a todos los gastos que aparecerán en el recorrido desde la idea hasta la plasmación final en el hecho tangible, el cual será piedra angular para decidir si ha merecido la pena la cantidad de inversión financiera y las horas de trabajo dedicadas.
  2.   La involucración de todo el personal tanto interno de la empresa como externa que en alguna medida puede ser la tabla de pruebas que nos reportará la calidad o mejora en la prestación de tu servicio o producto. Al cliente antes de venderle hay que escucharle.
  3. Establecimiento de una tabla estricta y pragmática de los costes económicos que va a suponer la innovación, no te vaya a ocurrir como en algunos proyectos innovadores dependientes de la administración pública que llegan a duplicar e incluso triplicar los costes presupuestados.
  4. Ser precavido y documentar cada avance tecnológico conseguido registrando las patentes y marcas para así conseguir mayor ratio de rentabilidad a corto plazo y poder diferenciarse de la competencia

A continuación os dejo un video que he visto en internet y que es una maravilla explicando qué es la innovación

¿Se debe innovar desde la dirección de la empresa o desde la base productiva?

Se puede innovar desde las dos partes, y tanto la una como la otra tienen que ir a alimón ya que a las dos partes les interesa que la empresa o el negocio sea competitivo en el mercado y así asegurase unos su puesto de trabajo y los otros unos beneficios económicos a final de año.

Pero tanto si lo promueven unos u otros siempre aparece la tara de conseguir financiación para invertir en el desarrollo, y en ese punto hay discrepancia, siendo más recelosa la dirección de la empresa y más si cabe, si para ello tienen que recurrir a conseguir el dinero a través de créditos bancarios, tema que analizaremos en profundidad más adelante.

Deja un comentario